GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO
Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA





SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger


Más en mi youtube

MANUALIDADES-SANTOS-etc
ADOPCION ESPIRITUAL

CAMPAÑA DE ORACION POR LA PAZ
La cruz de Cristo sufriente de cada víctima inocente. Cubierta con rosas de oración por el perdón , por la reconciliación y la conversión

VELA DEL CANCER
Ora por los que padecen éste mal


Blogueros con el Papa

40 DIAS DEDICADOS AL MATRIMONIO-3


21.- EL AMOR ENCUENTRA SATISFACCION EN DIOS

Procura encontrar un tiempo especial para hacer oración y leer la Biblia. Trata de leer un capítulo de Proverbios cada día (hay 31 capítulos, los suficientes para un mes), o lee algún capítulo de los Evangelios. Cualquier cosa que tú elijas, sumérgete en el amor y las promesas que Dios tiene para nosotros. Esto agregará crecimiento espiritual durante tu camino junto a Él.

Si no estamos bien con Dios, dificilmente estaremos bien con los demás, incluído nuestro cónyuge.

Durante el tiempo que estuve en el taller de oración, aprendí que quien no está acostumbrado a hacer oración, a hablar con Dios, es imposible que refleje algo que no tiene dentro. Cuanto más oramos, Dios está mas presente en nuestra conciencia y pasamos con facilidad del egoísmo al amor; dejo de ser yo, para ser más reflejo de mi Padre. Si no hablamos con Él y leemos Su Palabra ¿cómo podemos conocerlo y por ende, parecernos más a Él?
Abres tu mano, y sacias el deseo de todo ser viviente.
(Salmo 145:16)


22.- EL AMOR ES FIEL

El amor es una elección, no es un sentimiento. Es una acción iniciada, no una reacción refleja. Escoge hoy dedicarte al amor, incluso si tu cónyuge ha perdido cualquier interés en recibirlo.

Dile hoy algunas palabras como éstas: “Te amo. Yo he elegido amarte, incluso si tú no me retribuyes”.

Cuando entendemos que el amor es algo que hemos elegido, entonces es menos dificil llevar a cabo este ejercicio de fidelidad y aguante. Si una relación está fracturada, no se arregla de un momento para otro. Por eso debemos ser pacientes si queremos salvarla. Debemos soportar con convicción y aguantar valientemente todo lo que se nos venga encima. Si la confianza está dañada, nuestro esfuerzo se multiplicará y podemos facilmente sucumbir ante la desilusión. Por eso es necesario aferrarse al Señor como lo vimos en los días anteriores, para obtener la fuerza de Él que nos ayude a soportar las embestidas de la desconfianza y el resentimiento que nuestro cónyuge pueda arrojar sobre nuestro esfuerzo. Esta es una parte muy dificil que sólo el amor y EL AMOR, nos pueden ayudar a superar.


Yo te desposaré con mutua fidelidad,
y tú conocerás quién es Yavé.
(Oseas 2:22)


23.- EL AMOR SIEMPRE PROTEGE

Quita cualquier cosa que está obstaculizando tu relación, cualquier apego o influencia que está robando tu afecto y que mantiene tu corazón lejos de tu esposo (a).

Cada vez hay mas riegos que pueden vulnerar nuestra matrimonio y nosotros debemos estar siempre listos y dispuestos a defenderlo contra todo y contra todos. Es necesario hacer un frente común y ponernos de acuerdo para hacerlo juntos, y estar muy atentos a los peligros que nos pueden acechar con disfraz de oveja. No todos las amistades son saludables para nuestro matrimonio, no todas las diversiones ayudan a nuestra integración como pareja, no todos los que se nos acercan lo hacen con la intención de respetarnos. Y nosotros siempre debemos ser una barrera infranqueable a todos esos peligros que pueden desequilibrar nuestra relación. Es un hecho que bajo el concepto de "mis amigos son mis amigos y nunca los voy a dejar", se esconde el peligro latente de permitir comentarios, "consejos", rumores, etc. que pueden minar nuestro matrimonio. Lo más importante siempre deberá ser nuestro cónyuge.

24.- AMOR CONTRA LUJURIA

Termínala ahora. Identifica cada objeto de lujuria en tu vida y quítalo. Selecciona cada mentira que has dejado entrar a tu vida en la persecución del placer prohibido y recházalo. A La lujuria no se le puede permitir vivir en la habitación de atrás. Debe ser matada y destruida hoy mismo y ser substituida por las promesas seguras de Dios y un corazón lleno de Su amor perfecto.

¿En qué momento perdimos la brújula y dejamos de entender que el amor es respeto, fidelidad, intimidad y fuerza de voluntad para sostener todo esto?

Estamos acostumbrados a sucumbir ante nuestros instintos más básicos y confundimos el sexo, la pasión, la lujuria, la satisfacción con el amor. No nos damos cuenta que es debido a esto que muchos matrimonios fracasan, pues en cuanto dejan de recibir y de "sentir" todas estas cosas, entonces creen que el amor se acabó, cuando en realidad nunca lo hubo y comienzan a buscar en otros lados lo que confunden con amor. ¿Qué podemos hacer para inculcarle a los jovenes, enseñarle a nuestros hijos

el verdadero sentido del amor y la fidelidad? Habrá que comenzar por demostrarlo a nuestro cónyuge y encargarnos de que le quede bien claro el amor que sentimos por él o ella.

Sean libres, pero no hagan de la libertad
un pretexto para hacer el mal.
I Pedro 2, 16


25.- EL AMOR PERDONA

Cualquier cosa que no hayas perdonado todavía a tu pareja, perdónala hoy. Olvídala, déjala ir. Así como nosotros le pedimos a Jesús todos los días: “Perdona nuestras ofensas”, así debemos pedirle a Él que nos ayude a “perdonar a los que nos ofenden” todos los días también. El rencor nos mantiene en una prisión por largo tiempo. Dilo desde el fondo de tu corazón, “yo elijo perdonar”.
Perdonar es una decisión que nos libera de un peso enorme que, en la mayoría de las veces sólo lleva a cuestas el que guarda rencor.

Si estamos hablando de nuestro cónyuge, la disposición a perdonar debe de ser muchísimo más fuerte, pues es la persona que nososros hemos elegido para compartir la vida entera.

25.- EL AMOR ES RESPONSABLE

Tomate el tiempo necesario para rezar por esas áreas en donde estás fallando. Pídele a Dios que te perdone y acepta con suficiente humildad aquellas que tiene tu esposo (a). Hazlo sinceramente y de verdad. Pídele perdón también a tu cónyuge. No importa lo que te responda, asegúrate de aceptar toda la responsabilidad con amor. Incluso, si te responden con críticas, acéptalas y recíbelas como un consejo.

Debemos tomar la responsabilidad de nuestros actos pasados y reconocerlos. Esto es un acto de humildad que no cualquiera tiene, solo los que aman. Es aquí donde fallan muchos; estamos tan llenos de orgullo, tan llenos de nosotros mismos, tan hartos de nuestra imagen, de nuestra reputación, que somos incapaces de pedir perdón por los errores que hemos cometido. Esta es la oportunidad de ser responsables ante nuestra pareja y aceptar, sin temor al rechazo, sin temor a las críticas -que las habrá-.

Si decimos que no tenemos pecado,nos estamos engañando a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros.
I Juan 1, 8


26- EL AMOR ES RESPONSABLE

Tomate el tiempo necesario para rezar por esas áreas en donde estás fallando. Pídele a Dios que te perdone y acepta con suficiente humildad aquellas que tiene tu esposo (a). Hazlo sinceramente y de verdad. Pídele perdón también a tu cónyuge. No importa lo que te responda, asegúrate de aceptar toda la responsabilidad con amor. Incluso, si te responden con críticas, acéptalas y recíbelas como un consejo.
Debemos tomar la responsabilidad de nuestros actos pasados y reconocerlos. Esto es un acto de humildad que no cualquiera tiene, solo los que aman. Es aquí donde fallan muchos; estamos tan llenos de orgullo, tan llenos de nosotros mismos, tan hartos de nuestra imagen, de nuestra reputación, que somos incapaces de pedir perdón por los errores que hemos cometido. Esta es la oportunidad de ser responsables ante nuestra pareja y aceptar, sin temor al rechazo, sin temor a las críticas -que las habrá-.
Si decimos que no tenemos pecado,
nos estamos engañando a nosotros mismos,
y la verdad no está en nosotros.
I Juan 1, 8

27.- EL AMOR ANIMA
Elimina el veneno de expectativas poco realistas en tu hogar. Piensa en una área donde tu esposa (o) te ha dicho que estás esperando demasiado de ella (él), y dile que lamentas haber sido tan duro (a) con ella. Prométele que tratarás de entenderla (o), y asegurale que le amas incondicionalmente.
Las expectativas que a veces tenemos sobre nuestra pareja con frecuencia se nos escapan de las manos. Esperamos mucho, queremos mucho, exigimos mucho, aunque a veces no estemos dispuestos a dar en la misma medida. Una cosa es que alentemos a nuestro cónyuge a alcanzar metas y otra cosa distinta es que seamos nosotros quienes elevemos demasiado la medida y ahoguemos los ímpetus de nuestra pareja.


28.- EL AMOR HACE SACRIFICIOS
¿Cuál es una de las más grandes necesidades en la vida de tu cónyuge en estos momentos? ¿Hay alguna carga que podrías quitar de sus hombros el día de hoy y compartir con él (ella) un acto de sacrificio? Si la necesidad es grande o pequeña, proponte hacer lo que sea necesario para solucionarlo.
Una de las preguntas que debería estar siempre en nuestros labios es "¿Cómo puedo ayudarte?", "¿Qué puedo hacer por ti?"
Sabemos que no podemos ir por la vida adivinando lo que nuestro cónyuge necesita, corremos el riesgo de entender cosas diferentes o de plano de ni siquiera ver lo que más necesita en ese momento. Preguntar es la mejor y más clara solución y estar dispuesto siempre a quitar cargas de los hombros del otro.
Lleven las cargas unos de otros,
y así cumplirán la ley de Cristo.
Gálatas 6, 2

298.- EL AMOR ES MOTIVACION
Antes de que veas a tu esposa (o) otra vez durante el día, reza por ella (él) y por sus necesidades. Sea fácil o no para ti, dile “te amo”, después exprésale tu amor de alguna manera tangible. Regresa a tu oración con Dios y agradécele por darte el privilegio de amar a esta persona tan especial, incondicionalmente, de la misma manera en que Él los ama a ambos.
Cuando mi marido yo comenzamos a tener problemas al principio de nuestro matrimonio, en mucho se basó el deseo de que fuera el otro quien pusiera más motivación, quien luchara más, quien diera más. Después de todo el proceso lastimoso que vivimos, cuando decidimos que valía la pena volver a intentar, volver a empezar, nos dimos cuenta que nuestra motivación no debía de partir del otro, ni siquiera de nosotros mismos, sino de la necesidad de agradar a Dios, de darle honor y gloria con nuestra actitud, con nuestra relación, con nuestra familia. En el momento en que " lo incluimos," en ese momento se enderezaron las cosas.

30.- EL AMOR TRAE UNIDAD
Señala alguna área que genere división en tu matrimonio, y aprovecha hoy una nueva oportunidad de rezar por ésta. Pídele al Señor que te revele cualquier cosa que haya en tu corazón y esté amenazando la unidad con tu cónyuge. Reza para que Él haga lo mismo con tu pareja. Y si lo consideras apropiado, discutan esto abiertamente, buscando la unidad en Dios.
Si cada quien tira por su lado, dificilmente venceremos contra la división. Y un matrimonio que no está unido no creará una familia unida.
Es necesario hablar, platicar, hacer frente común, tener metas conjuntas y no sólo metas individuales. Y no dejar pasar nada que pueda afectar o vulnerar nuestra relación.
Padre Santo, guárdalos en ese Nombre tuyo que a mí me diste,
para que sean uno como nosotros.
Juan 17, 11b

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
loading...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified

Seguidores